Blog

¿Qué tipo de collar elegir según la ocasión o el estilo de ropa?

Los collares son un tipo de joya que acompaña a la humanidad desde sus inicios. Los primeros restos de collares se datan en la Edad de Piedra, aunque también fueron muy famosos los collares en Egipto y en el continente Europeo. En la actualidad, podemos llevar collar en distintas ocasiones y cada una de ellas requerirá una pieza diferente. Además de la ocasión, debemos tener en cuenta también la prenda que llevamos para evitar ir demasiado recargadas. Si tenemos en cuenta los distintos eventos y situaciones es mejor recordar algunos collares para acertar siempre.

COLLARES CASUALES

Nuestro look diario no tiene porqué renunciar a la elegancia de un collar. La opción que más se lleva y que mejor combina con todo son los collares con cadenas finitas y alguna pieza pequeña colgando. Este tipo de collares son una oportunidad ideal para reflejar nuestra personalidad o llevar cerca algún recuerdo de un ser querido.

La última tendencia es la superposición de este tipo de collares, combinando piezas de distintas longitudes (normalmente ninguna por debajo del pecho) y con distintos accesorios que combinen (por ejemplo, luna y estrellas, o flores y una abeja). Además, añadir al conjunto alguna cadena un poco más gruesa o con eslabones con algún diseño es el toque final perfecto.

COLLARES PARA EL TRABAJO

Los mismos accesorios que empleamos en el día a día suelen, por lo general, ser válidos también para el trabajo. No obstante, para el ámbito laboral debemos optar por la sencillez y la calidad, con un collar discreto y elegante que sea moderno y encaje con nuestra personalidad. Un collar de perlas cortito o un colgante con una perla grande, por ejemplo, son dos piezas que pueden ir muy bien con el look de oficina.

 

COLLARES PARA FIESTAS DE NOCHE

La noche y los eventos especiales son las grandes ocasiones para lucir esas piezas que más nos gustan. Lo ideal es crear un contraste entre tu outfit y el collar. Puedes optar por la sencillez, por ejemplo con una esmeralda cuadrada colgando de una cadena finita, o hacer que tu collar sea el elemento principal de tu outfit. Para ello puedes escoger un collar más grande que tengas varias cadenas finas, piedras o perlas y combinarlo con un conjunto más sencillo.

COLLARES PARA FIESTAS ELEGANTES

Escoger el collar adecuado para aquellos eventos en los que se nos pide un aspecto impecable es muy importante. En estas situaciones volvemos a tener dos opciones. Por un lado, un collar de diamantes que acentúe nuestro escote o de alguna otra piedra que combine con nuestro vestido. Si el vestido o los pendientes son tu parte favorita del look lo ideal es optar por un collar con cadena fina y muy cortito, que caiga bajo la clavícula y haga destacar aún más el escote sin ser ostentoso.

COLLARES PARA CUELLO REDONDO

Típico de las camisetas y de look de día a día, este tipo de escote puede ser más o menos abierto según la prenda, pero se caracteriza por ser, como su nombre indica, redondo. Podemos acompañarlo con un solo colgante, también puede ser algo grande, que caiga encima o debajo del pecho. Otra opción es un conjunto con varias piezas de cadenas finas superpuestas y distintos colgantes relacionados, como el que recomendábamos para el día a día.

COLLARES PARA CAMISAS

Dependiendo de hasta donde las abroches las camisas te darán un escote u otro, y por tanto cambiará el tipo de collar con el que emparejarlo. Si llevamos la camisa abierta es mejor optar por algo sencillo. Una o dos cadenas finas y colgantes pequeños, que queden siempre en el escote. Si buscas un look más bohemio puedes escoger una pieza más grande y larga cuyo colgante caiga debajo del pecho, pero nunca bajo el ombligo o hará parecer que tu torso es muy largo y tus piernas cortas.

COLLARES PARA PALABRA DE HONOR

Para este tipo de escote puedes jugar con todo lo que quede por encima de donde empieza la tela. Si tu vestido o blusa es más bien básico es tu oportunidad para apostar por un collar llamativo. Solo recuerda que no puede ser muy grande. Lo ideal es que entre la prenda y el collar se pueda ver algo de piel, por eso apuesta por collares cortitos, tipo chocker, o cadenas extra gruesas con piedras de colores.

COLLARES PARA ESCOTE EN V

El escote en V es uno de los más sensuales y favorecedores, y si deseas acompañarlo de un collar lo mejor es que este tenga la misma forma. Para ello debes escoger una cadena fina y larga y un colgante discreto con el que terminarlo. Las líneas verticales y convergentes ayudarán a crear la ilusión de ser más alta y delgada.

COLLARES PARA ESCOTE CUADRADO

Este escote es perfecto para las mujeres con espalda pequeña, ya que crea la ilusión de que los hombros son más anchos. Si te gusta este tipo de escote, pero no quieres que tu espalda parezca más ancha, puedes reducir este truco óptico con un colgante más largo y fino que acabe debajo del pecho.

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *